Saltar al contenido

Los Monólogos Interiores en Personas con Autismo

Los monólogos interiores en el autismo, han demostrado ser una técnica muy efectiva a la hora de favorecer el desarrollo de ideas y la resolución de conflictos interiores en su vida cotidiana. El monólogo interior consiste en la asimilación mediante palabras de ciertos conceptos como es el horario de una actividad, una emoción o cualquier tipo de aprendizaje o novedad que llama la atención de la persona con autismo.

Las personas con autismo que repiten para sí mismos cada una de las actividades que están llevando a cabo comienzan a crear poco a poco una red  interna comunicativa con el exterior y poco a poco convierten los monólogos internos en una forma de expresión que les mantiene en contacto con el entorno.

Pensando en palabras

El monólogo interior o la capacidad para pensar en palabras, hace que el niño sea consciente de sus palabras y de esta forma se efectúe un esfuerzo mental por asimilar conceptos, yen muchos casos es una técnica muy efectiva que ejerce un efecto relajante ante situaciones de tensión o aquellas que producen sensación de estrés o descontrol.

Los monólogos interiores son especialmente característicos de personas que sufren el síndrome de Asperger, y de aquellas que desarrollan habilidades muy destacadas. Estas personas suelen caracterizarse por la repetición continua de todo aquellos que aprenden como cálculos matemáticos, textos, canciones… El monólogo interior como forma de aprendizaje, resulta muy efectivo a la hora de memorizar y aprender y es una habilidad muy recomendada por los especialistas del área de autismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *