Saltar al contenido

Conductas Más Habituales De Las Personas con Autismo

Las personas que sufren algún tipo de autismo se caracterizan, entre otras cosas, por mantener ciertas conductas poco habituales que llaman la atención. El origen de las conductas de una persona autista pueden estar basadas en algún tipo de obsesión o en gustos muy personales, otras sin embargo pueden parecer inexplicables.

Lo más importante de estas conductas que para cualquier persona pueda carecer de sentido, es que para ellos suponen un escape emocional, una forma de sentirse seguros, o un modo de protegerse. Es muy normal, por ejemplo que las personas autistas fijen su mirada en el suelo continuamente o que mantengan la mirada pérdida.

Los movimientos estereotipados

Otra de las conductas más habituales de las personas con autismo, son los movimientos estereotipados, conductas repetitivas como el balanceo o el movimiento de las extremidades de forma continúa o la repetición de palabras o frases.

Las personas autistas son muy sensibles al tacto, y no soportan el contacto físicos si ellos no lo permiten previamente, no son conscientes de peligros tan evidentes como poner la mano en el fuego y son extremadamente meticulosos en el orden de ciertos objetos.

En lo que se refiere a la alimentación tienden a descartar cierto tipo de comidas por su color, no soportan los grandes estruendos y son reacios a cambiar sus rutinas sin previo aviso. En general son personas que mantienen una forma de vida muy rutinaria, y es por ello que cobra gran importancia la necesidad de aprender a conocer su forma de vida y sus conductas más relevantes para favorecer una mejora de su desarrollo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *